Masacre de los chiíes de Nigeria, motivos y consecuencias

4

La masacre de personas inocentes por cualquier ideología es condenada y repudiada por todos sin importar el país, el individuo, grupo o gobierno. Hace unos años, un grupo de musulmanes cuya característica evidente es su amor hacia el Profeta del Islam y la familia de aquel Hazrat, se ha enfrentado con amenazas e invasión permanente y, de vez en cuando, se escuchan noticias de masacres en que las víctimas son estas personas que siguen al Hazrat Mohamad (P). Actualmente los chiíes en países como Irak, Paquistán, Baréin, Arabia Saudí, Yemen y El Líbano corren el riesgo de ser asesinados por elementos estatales y los grupos takfiríes. Al parecer, la represión de estos musulmanes inocentes se ha convertido en algo normal para las comunidades occidentales que, a veces, por la muerte de uno de sus miembros sancionan a un país. La masacre de los chiíes de Nigeria, en la ciudad de Zaria, en el norte de este país africano es otro ejemplo de la matanza salvaje de los amigos de la familia del Profeta del Islam…

http://spanish.irib.ir/an%C3%A1lisis/art%C3%ADculos/item/255240-masacre-de-los-chi%C3%ADes-de-nigeria,-motivos-y-consecuencias

Mundo islámico conmocionado con ejecución del sheij Al-Nimr

3

E: Bueno, señor Álvaro Charamello, analista internacional uruguayo, lamentablemente la ejecución del clérigo Nimr Baqer al-Nimr ha provocado una ola de repudio e indignación en el mundo y, por esta misma razón, qué nos puede explicar más al respecto, por favor…

http://spanish.irib.ir/an%C3%A1lisis/entrevistas/item/255420-mundo-isl%C3%A1mico-conmocionado-con-ejecuci%C3%B3n-del-sheij-al-nimr

La necesidad de utilizar modelos históricos en las negociaciones de Yemen

7

IRIB – El diario emiratí Al-Khalij publicó el martes que el movimiento Ansarolá se ha mostrado en contra de celebrar negociaciones de paz en Kuwait, por formar parte ese país de la coalición liderada por Arabia Saudí en la agresión a Yemen.

La guerra de Arabia Saudí y sus aliados contra Yemen está pasando su noveno mes. En esta etapa de la crisis de Yemen, la ONU trata de finiquitar la guerra y acabar con las desavenencias políticas en ese pobre país árabe organizando pláticas entre los grupos yemeníes y formando un gobierno de unidad nacional. Una ronda de negociaciones entre las agrupaciones yemeníes tuvo lugar el pasado 15 de diciembre en Suiza sin conclusiones concretas. Ahora, se está esforzando por realizar una segunda ronda en condiciones en que los grupos yemeníes aún discrepan en el lugar de su celebración. Al reunirse con los responsables kuwaitíes, el dimisionario ministro de Exteriores yemení, Abdel-Malek al-Mekhlafi, les había propuesto que Kuwait acogiera las conversaciones, idea que fue saludada por ellos. Pero Ansarolá y el partido Congreso Popular General, dirigido por el expresidente yemení, Ali Abdalá Saleh, se oponen a ello. Un repaso a los acontecimientos de Yemen pone de relieve que oponerse a que Kuwait sea el país anfitrión de los diálogos de paz, es justo y razonable. Los dos grupos arriba mencionados argumentan que las negociaciones no deben celebrarse en un país que participa en la coalición de la guerra contra Yemen y apoya abiertamente al dimitido Gobierno. Sin lugar a dudas, la principal precondición para el éxito de los diálogos políticos entre los grupos internos, es que, si se quiere que los mismos se lleven a cabo en el exterior, el país que los acogería no debe respaldar a ninguna de las partes en conflicto y su imparcialidad en la crisis debe haberse probado. Hay muchos argumentos, en especial en los últimos años, sobre la importancia del lugar de negociaciones para lograr un resultado constructivo. Al respecto, se puede referir a Catar como país anfitrión en la crisis interna de 2008 de El Líbano, o a Suiza y Austria, que albergaron las negociaciones nucleares de Irán con el Grupo 5+1. Una de las razones más importantes del éxito de esas pláticas fue que la neutralidad de los países anfitriones ya estaba probada. Al parecer la ONU quiere tomar también en el caso de Yemen, el modelo de las negociaciones nacionales de Libia, que tuvieron lugar en Marruecos, como un país árabe, tras su fracaso en Ginebra, y celebrar los diálogos sobre Yemen en una nación árabe. Si bien celebrar las conversaciones en un país árabe es una buena idea, no se debe soslayar que Marruecos no tomó partido de nadie en las negociaciones de Libia y mantenía una postura imparcial en esa crisis.

China y Rusia cooperan para contribuir a fortalecer la paz internacional

9

IRIB – China y Rusia cooperan para contribuir a fortalecer la paz en el ambiente internacional.

La vocera del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Hua Chunying, declaró que Moscú y Pekín quieren crear un nuevo modelo de relaciones internacionales para lograr la estabilidad en el mundo. La portavoz china indicó que su país y Rusia se esfuerzan por reconstruir y mantener la paz regional y mundial y del mismo modo, crear estabilidad en la situación inestable de la comunidad internacional. Al recordar que China y Rusia son dos miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU, Hua Chunying resaltó que la ampliación de las relaciones entre estos dos países es de especial importancia para crear la paz en el ambiente internacional. La funcionaria china añadió que el fortalecimiento de la cooperación estratégica y las relaciones bilaterales y multilaterales entre las dos capitales está en la agenda de ambas partes. Por último, apreció la decisión del presidente ruso, Vladimir Putin, de incrementar los vínculos con Pekín en materia de seguridad. El impulso de los lazos de Moscú con Pekín está en el marco de la estrategia rusa de ampliar las relaciones con los países del Oriente Lejano, el grupo BRICS y la Organización de Cooperación de Shanghái (OCS). Esto sucede mientras la misma vocera china ya había recordado la amistad y la unidad Pekín-Moscú diciendo que su país apoyaba a Rusia en la lucha antiterrorista. Señaló: “Considerando que China es aliado de Rusia en todos los terrenos estratégicos, el Gobierno de Pekín respalda plenamente las medidas antiterroristas y el esfuerzo de Moscú por mantener la seguridad y estabilidad de Rusia”. Hua Chunying agregó que China está dispuesta a cooperar con Rusia y la comunidad internacional para robustecer la cooperación en materia de seguridad y en la lucha contra el terrorismo. China tomó esta postura después de que Rusia comenzó, desde el pasado 30 de septiembre, amplios ataques aéreos contra las posiciones del grupo EIIL (Daesh, en árabe) en Siria, a petición oficial del Gobierno de Damasco y con el fin de defender la integridad territorial del país árabe. Entretanto, los presidentes de China y Rusia, en un encuentro que mantuvieron en el marco de la Cumbre sobre el Cambio Climático, celebrada en diciembre pasado en París, hicieron hincapié en una seria y firme lucha internacional contra el terrorismo y acordaron aumentar su cooperación al respecto. En esa reunión, el presidente chino, Xi Jinping, dijo a su contraparte ruso, Vladimir Putin, que los lazos Pekín-Moscú están experimentando un creciente proceso en los aspectos estratégicos y que en la actualidad, las autoridades de ambos países mantienen una estrecha relación en distintas áreas, incluidos los nexos bilaterales y los asuntos regionales e internacionales. Jinping, también, describió el refuerzo de la cooperación e interacción entre las dos capitales en la lucha antiterrorista como una especie de protección de los intereses comunes de la comunidad internacional. A su vez, Putin calificó de complicada la situación actual del sistema internacional al encarar el terrorismo y dijo que Moscú saluda el fortalecimiento de la colaboración con Pekín en distintos aspectos, incluido el combate a esta lacra.